Técnicas de reproducción asistida: conoce cuáles son

Existen varias técnicas de reproducción asistida que puedes consultar y a las que puedes optar si quieres quedarte embarazada.

Técnicas de reproducción asistida: conoce cuáles son
Conoce los métodos de reproducción asistida

Se llama reproducción asistida a los distintos tratamientos y técnicas médicas que tienen como finalidad facilitar o sustituir los procesos naturales que ocurren en la reproducción, y que, por lo tanto, favorecen el embarazo. En este artículo te informamos sobre las diferentes técnicas de reproducción asistida.

Existen varios grupos de personas que recurren a las técnicas de reproducción asistida: parejas heterosexuales en las que uno o ambos integrantes tiene un problema de fertilidad, padres y madres solteras, y parejas homosexuales.

 

Técnicas de reproducción asistida


Técnicas de reproducción asistida

¿Qué es la reproducción asistida?

Como decíamos antes, la reproducción asistida reúne un conjunto de métodos que reemplazan el proceso natural de la reproducción. Dependiendo del origen y el tipo de infertilidad se utilizarán unas u otras. Es posible la intervención en cualquier parte del proceso reproductivo, pero normalmente se hace en las siguientes:

  • La ovulación;
  • El desarrollo folicular que se da en el ovario;
  • La fecundación (unión de óvulo y espermatozoide);
  • El transporte de gametos (espermatozoides y óvulos);
  • La elección de embriones que sean de calidad.

 

Es evidente que se dan barreras que acontecen de manera natural durante estos procesos, para salvarlas existe la medicación y las técnicas de reproducción asistida.

 

¿Por qué hacer uso de la reproducción asistida?

Se considera que una pareja heterosexual tiene problemas de fertilidad cuando ha pasado un año en el que se han llevado a cabo relaciones sexuales sin protección y no se ha conseguido el embarazo.

El tiempo para determinarlo será de 6 meses si la mujer supera la edad de 36 años. En los casos en los que se dan problemas evidentes de infertilidad como son las malformaciones uterinas, no es necesario esperar ese tiempo.

En estos casos, se deberá acudir a un centro de reproducción asistida, donde se llevará a cabo un estudio de fertilidad que permitirá conocer cuáles son las posibles causas que imposibilitan el embarazado.

Las causas que impiden la reproducción normal son las siguientes:

  • Infertilidad en mujeres: debido a problemas que perjudican la implantación o el desarrollo normal del embrión, modificaciones en el ciclo ovárico o que la calidad o/y la cantidad de óvulos haya disminuido.
  • Infertilidad en hombres: debido a la ausencia de espermatozoides o a una mala calidad del semen.

 

Cuando el caso es de personas solteras o parejas homosexuales, será imprescindible informarse sobre qué opciones existen en función de la legislación y recurrir a la reproducción asistida.

 

¿Cuáles son las técnicas que existen?

Inseminación artificial (IA)

Es una de las técnicas de reproducción asistida más sencilla y natural. Se basa en introducir los espermatozoides en el interior del útero con el fin de aumentar el potencial de los espermatozoides y las posibilidades de fecundación del óvulo en las trompas de Falopio.

 

Fecundación in vitro (FIV)

Esta técnica de reproducción asistida consiste en la unión del óvulo con el espermatozoide fuera del útero, concretamente en un laboratorio especializado, para concebir un embrión que más tarde se traspasará al útero de la mujer.

Este método es de gran complejidad y podemos hablar de dos tipos de FIV, según cómo se realice la fecundación en el laboratorio:

  • Convencional: cuando la fecundación tiene lugar por sí sola en una placa de cultivo uniendo un óvulo con los espermatozoides.
  • ICSI: cuando se elige un espermatozoide y se introduce con una aguja de inyección en el óvulo

 

En cualquiera de los casos, se lleva a cabo el siguiente proceso:

  • Estimulación ovárica bajo control, que tiene como fin que varios óvulos maduren en un solo ciclo.
  • Punción folicular para sacar los óvulos del ovario.
  • Acondicionamiento del semen en el laboratorio y fecundación.
  • Cultivo y desarrollo del feto.
  • Traslado de embriones al útero.

 

Puede interesarte: